viernes, 24 de febrero de 2017

LIVE TO WORK OR WORK TO LIVE?

¡Buenos días, chiquitos!
¿Cómo están? El día de hoy vengo a compartir con ustedes un artículo que escribí para poder presentarme en algunas páginas donde necesitan gente para redactar, y como ya lo he enviado, puedo publicarlo sin problemas.

Imagen tomada desde Google Imágenes.



¿VIVIR PARA TRABAJAR O TRABAJAR PARA VIVIR?


No es extraño que la mayoría de las personas se centren en el "¿qué dirán...?", así como tampoco es sorpresa que esas mismas personas estudien algo por presión familiar o porque la familia tiene que seguir una línea en específica de carreras universitarias. Es el caso de los empresarios, por ejemplo, los dueños esperan que sus hijos, los que deben entrar a la universidad, estudien algo relacionado con negocios para que puedan mantener y administrar la empresa familiar que se tenga, en ese caso, los que siguen una línea que no les gusta y trabajan en algo que realmente no les apasiona, terminan por fastidiarse de sus trabajos. Vemos que muchos jóvenes terminan sus jornadas laborales con estrés, haciendo que todo el mundo vea lo mal que se sienten en sus trabajos y todo lo que se aburren por no tener motivación. ¿Te has preguntado cuál es la razón principal por la que sucede eso? La finalidad de este artículo es descubrir la razón principal por la cual las personas no son felices en sus trabajos basándome en opiniones completamente subjetivas por mi parte, pero mencionando sabias palabras de Dan Haybron.

Imagen tomada de Google Imágenes.
Hace muchos años, una persona muy cercana a mí comenzó a estudiar una carrera universitaria que, según ella, le encantaba. Sin embargo, la razón por la cual entró a estudiar esa carrera era porque estaba bien vista para todas las personas que la rodeaban, mas no para ella porque no complementaba en absoluto lo que quería para su vida. El problema inició al entrar al mundo laboral, estuvo un tiempo trabajando, pero no aguantó demasiado ya que debía hacer cosas que no le satisfacían en su totalidad. ¿Por qué les cuento esto? Simple, alguien que estudia algo que no le gusta de verdad, termina trabajando en algún lugar con un puesto que no le inspira en lo absoluto. Aunque existen muchas personas que han logrado adaptarse, terminan viviendo para trabajar y no trabajando para vivir. Por otro lado, y como ejemplo, conocí a una persona que estudió para ser veterinaria porque realmente le gustaba cuidar de los animales, ¿pueden suponer cuál fue el resultado tras esta elección universitaria? Terminó sus estudios hace un par de años y, hasta el día de hoy, continúa trabajando en lo que estudió, es feliz haciendo lo que hace y no suele estar triste o desanimada. La clave está en hacer y trabajar en algo que nos haga felices. Se conocen muchas historias de éxito de personas que dejaron su trabajo; donde vivían estresadas, para poder iniciar un nuevo negocio con clientes propios: el claro ejemplo son las personas que dejan la oficina para iniciarse como bloggersyoutubers o como escritores de grandes historias. Hacen algo muy diferente a lo que estudiaron (o no), son felices y más productivos.

Para concluir, esto no es una cuestión que se haya generado ahora último a través de las redes sociales o de la evolución de las generaciones, es algo que viene hace muchos años acarreando consecuencias en uno que otro joven. Tal y como dice Dan Haybron:


"Ser y estar feliz, desarrollarse como persona o estar a gusto con sí mismo/a son cuestiones básicas que han preocupado a las personas desde hace muchos años

Si quieres ser feliz, deja de vivir para trabajar y comienza a trabajar para vivir, tu único objetivo es vivir tu vida felizmente. Y tú, ¿vives para trabajar o trabajas para vivir?

¿Estudian, trabajan, todavía no lo tienen claro?
Cuéntenme, quiero conocerles un poquito más, chiquitos.

2 comentarios:

  1. Hola, Mele! Me ha encantado tu artículo, está muy lindo. Creo que esa decisión es clave para todo el mundo, pero sin duda es la que determina si uno será feliz o no en la vida, o al menos en gran grado de importancia. Para mí fue difícil decidirme por la misma razón de que tal vez lo que iba a estudiar no daría mucho dinero, sin embargo me convencí a mí misma de que estudiando cualquier otra cosa sería totalmente infeliz.
    Saludos y que estés bien!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Loe! ¿Cómo has estado últimamente? Espero que muy bien.
      Comparto tu opinión, es una decisión clave pues será tu futuro el que está en juego y tu felicidad, claramente. Me pone muy feliz que hayas estudiado lo que realmente querías, no hay nada más hermoso que eso.

      ¡Linda tarde! ¡Te mando un abrazo apretujón! <3

      Eliminar